lupa

Lolita Sevilla

Lolita Sevilla

La película la catapulta a la popularidad y su recuerdo ´ha quedado invariablemente vinculado al personaje y sobre todo a su interpretación del tema central de la película, Americanos.
Ángeles Moreno Gómez: Nace en Sevilla, (barrio de San Lorenzo), un 20 de Marzo, en el seno de una familia modesta. Su padre encargado en “El Barranco” (antigua lonja de contratación de pescados), tiene que trabajar mucho para que su familia salga adelante, pero la llegada de Angelines, primogénita de la familia y única niña, es recibida con gran júbilo, pues se trata de la hembra por la que tanto suspiraba el matrimonio.
Cuando contaba solo 8 años, ya sabia mover los brazos y arrancarse por bulerías, y mostraba gran interés por la cinematografía, siendo sus ídolos Clark Gable y Greta Garbo.
La pequeña siente correr por sus venas el duende del arte. Y como Sevilla contaba con una palestra excepcional, nos referimos naturalmente al Teatro San Fernando, en cuya compañía “Galas Juveniles” se ha forjado la mayor parte de nuestras folclóricas.
Ella se deja llevar de la mano de su madre, que alienta sus aficiones a escondidas de su padre, y pide un puesto de prueba.
Y en efecto una gran prueba para ella, porque muchas triunfarán en el tan añorado Teatro San Fernando, pero muchas mas fueron las que en su “tablao” vieron alejarse sus ilusiones, Ángeles Moreno cosecha de esta manera su primer gran éxito.
En esta su primera actuación, se encontraba entre el público, un conocido personaje de fina sensibilidad artística, que ve en la pequeña una promesa de futura gran bailarina. Y aconseja a la madre de Angelines que no la deje estropearse en esfuerzos baldíos sin un buen aprendizaje, en efecto, más tarde ingresaría en la famosa academia de Realito.
Hasta que llegó el día de debutar profesionalmente (cuando solo contaba 10 años) en las ya célebres “Galas Juveniles”, cobrando la cantidad de 200 pesetas semanales, en unos fines de fiestas que se organizaban los domingos tras la función infantil.
Profesionalismo que, naturalmente, no se puede ocultar al padre durante mucho tiempo, y que se entera casualmente porque, en ocasión en que la niña va a recogerle al “Barranco” un cliente la reconoce de haberla visto bailar unos domingos antes, disgusto familiar y al final el Sr. Moreno accede, convencido de la vocación y aptitudes de su hija.
Ya es, aunque modesta, una estrella del baile y se bautiza artísticamente con el nombre de Lolita Sevilla.
Don Cipriano Gómez, forma una compañía de gratos recuerdos para los aficionados, titulada “Chavalillos Sevillanos” y contrata a Lolita Sevilla como primera figura. Un contrato que comienza a ser sustancioso para ella, pues contando con solo 13 años cobraba 300 pesetas diarias.
La compañía debuta en Madrid, ocupando un teatro durante 5 meses consecutivos, ante un público exigente que entiende bien de arte consiguiendo un apoteósico triunfo, en ocasión, que la figura cantante se había puesta enferma, Lolita Sevilla que cantaba un poco por propia satisfacción se atrevió a salir a escena para hacerse cargo de aquellas canciones que no podían dejar de cantarse. Lolita, que ha salido para cubrir un expediente, es la primera sorprendida al escuchar la salva de aplausos que premian su actuación.
Al adivinarse esta nueva faceta artística, en la que nunca había pensado y a la que en realidad, le iba a deber gran parte de su carrera.
Continúan sus éxitos a lo largo de la “Tournée” que realiza por toda España, extensible también a Portugal. Después se incorpora a otra compañía en Barcelona, teniendo la oportunidad de salir de nuevo al extranjero actuando en Francia, Inglaterra y Austria. Regresa a Madrid donde ya a forjado en unión de sus familiares su nueva residencia.
La mas elegante sala de fiestas de Madrid, se ofrece a Lolita Sevilla, que pasa a ser la primera de sus atracciones en pista. Allí, aparece la gran ocasión de su vida artística, al finalizar una de sus actuaciones recibe la insospechada visita de Joaquín Reig, que tiene en proyecto la realización de una película, que, dirigida por Berlanga, se espera constituya un hito importante en nuestro cine, saliéndose de trillados caminos, “Bienvenido Mr. Marshall”.
Esta película, en efecto, quedaría como una de las mejores muestras de este director. La posibilidad nunca realmente estudiada, ni deseada en firme, de hacer cine, se presenta de una manera espontánea ante Lolita Sevilla, que naturalmente, acepta la realización de pruebas de fotogenia, que dan resultados positivos y la incorporación del personaje principal femenino de este film.
El Público comienza a reclamar insistentemente la grabación de un disco. La película en efecto, se realiza y muy pocas semanas después es presentada, como aportación española en Cannes, con este motivo Lolita Sevilla realiza un nuevo viaje profesional fuera de nuestras fronteras.
La Costa Azul y todo el sur de Francia, ofrece la maravilla de sus paisajes, y lo que es mejor, un horizonte claro y luminoso, lleno de hermosas esperanzas, a esta mujer que a sus 19 años de edad, está situada en la cima del arte. A su regreso, Lolita, que viene saturada de bellezas y emociones, se encuentra con numerosas proposiciones de trabajo y tiene que elegir varios contratos a cual mas interesante.
Firma con Benito Perojo después de realizar en coproducción hispano-americana, “Tres citas con el destino” para dos películas rodando inmediatamente “Aventuras del Barbero de Sevilla” con el genial Luis Mariano.
Que su primera película le dio muchas oportunidades, es muestra palpable, el que de América le lleguen entonces insistentes solicitudes de actuación, con ventajosos contratos, tantos, que Benito Perojo la autorizó para que salga hacia el nuevo continente, donde Lolita precedida por la fama de su película es recibida triunfante, actuando en teatro, radio y televisión en Caracas y Buenos Aires, solo cuatro meses puede permanecer por allá, pues su compromiso con Perojo la reclama en Madrid, donde interpreta “La cica del Barrio”, la mejor de sus películas, quizás, porque además de cantar, tiene la ocasión de exponer sus magnificas cualidades de actriz.
Después, con intervenciones en la televisión de Roma, con salidas a algún festival cinematográfico, con grabación de discos, con un nuevo viaje a América, esta vez a Cuba, Argentina, Méjico, Colombia etc. Con un no parar constante de trabajo en varias facetas, Lolita Sevilla rueda en España “Malagueña” con Antonio Molina, “Tremolina” y “El fotogénico” con José Luis Ozores. Tres películas más en su historia de actriz preferida por un gran sector de público y que añaden otros tantos éxitos a su carrera.
Después añoranza de sus “tournées” teatrales por España y constitución de una compañía con el espectáculo “Balcón de España”, que permanece en Madrid seis semanas y que después lleva por casi toda España, en una gira triunfal en la que por cierto, tiene ocasión de actuar frente al público de Sevilla, que no había vuelto a verla trabajar desde sus tiempos de “Galas Juveniles”.
¡Es el peor momento de mi carrera – dice ella- este de mi presentación en Sevilla. Ni el extranjero, ni ningún escenario ni actividad me habían asustado tanto como ponerme delante de los Sevillanos, a los que no podía defraudar.
¡Menos mal que, cuando acabé el camerino se lleno de flores y gente que me felicitaba!. Después Lolita Sevilla rueda “Lo que cuesta vivir y “Habanera” entre otras películas.
Uno de los mayores éxitos de Lolita Sevilla fue la revista musical: “Lava la señora lava el caballero” junto al famoso actor cómico Tony Leblanc, cuya gira artística duró algo mas de dos años, durante la referida gira, la llamaron de TVE para representar “La Lola se va a los puertos”, debido a la representación de la revista antes citada, a Lolita le fue totalmente imposible aceptar dicha propuesta, por este motivo, Lolita Sevilla, fue vetada en la pequeña pantalla y declarada persona no grata.
El citado veto fue levantado, solo para grabar el programa “Cantares”.
Con fecha del 8 de Octubre de 1.980 el representante artístico y esposo de Lolita Sevilla (José Maria Gallardo), recibió una carta de Don Ramón Diez, subdirector de RTVE., en la que manifestaba que no existía tal veto y como compensación de esos once años separada de este importante medio de comunicación, grabaría para los espacios “Cosas” y “Retrato en vivo”.
Referente a su extensa discografía podemos destacar: Nací en Sevilla, Parque de Maria Luisa, ¡Ay, cartujano!, Percheles, Mi vida privada, Una jaca cartujana, y sus grandes éxitos: Cántame un pasodoble español o Suspiros de España, sin olvidarnos de la copla titulada Cuatro noches, que estrenó en un homenaje tributado al Maestro Quiroga en el Teatro Lope de Vega de Sevilla y que puso al público de pié aplaudiendo durante varios minutos, noche inolvidable donde actuaron entre otras artitas, Lola Flores, Antonio el Bailarín, Antoñita Moreno, Marife de Triana, Juanita Reina, Macarena del Rio, Maria José Santiago, Juanito Valderrama etc...
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.